Gato que odia los besos de otro gato...

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=NVn6B-BM6w8[/youtube] Una estrategia infalible para quitarle el sitio a otro gato: coserle a besos. 

El gato gris, Tigre para los amigos, entre los que no se encuentra el otro pobre minino, que no quiere lametazos ni muestras de cariño... Gruñe como loco, hasta acabar escapando de los besos del recién llegado...

El gato tiene sus razones para huir...

¿Por qué rechaza sus besos? El gato gris ha aprendido a no morder, pero le ha costado un tiempecito. Tan besucón ahora, antes cosía a mordiscos a todo el que se le acercaba. ¿Será por eso que sus lametones no son tan bien recibidos como a él le gustaría?